sábado, 17 de octubre de 2009

Dejando pasar el tiempo

Fantasmas dejando pasar el tiempo, tomando el fresco, contemplando la vida sin más al no tener nada mejor que hacer. Dicen que en oriente pasan el tiempo viendo cómo se mueven las piedras y cómo crecen los árboles. Una buena alternativa.

2 comentarios:

Begoña Sánchez dijo...

La contemplación no es tarea fácil y menos en estos tiempos.
Preciosa calle estrecha y empinada, lugar idóneo para practicarla.

Una buena fotografía!

Un abrazo

jgbarber dijo...

Gracias Begoña, es una de esas callejuelas típicas de Mojácar que tanto sabor local tienen. Besos,