lunes, 7 de diciembre de 2009

Turista en Madrid

Una calle oscura con luces de colores y reflejos del sol sobre las hojas otoñales de los árboles. Paseos urbanos que permiten descubrir aquellos rincones que habitualmente nos pasan desapercibidos; en este caso se trata de un callejón en las inmediaciones de la plaza de la Ópera. Por cierto, sirva esta entrada como celebración a los dos años en el ciberespacio. Ufff!!! Parece mentira cómo pasa el tiempo…

4 comentarios:

Begoña Sánchez dijo...

Felicidades por esos dos años, aunque yo he llegado más tarde, me has hecho disfrutar con todas tus entradas.

Besos

vidal dijo...

¡¡¡Dos añazos!!!... Enhorabuena Compañero!!!... pues nada, otros dos así de buenos por lo menos ¿eh? que por aquí te seguiremos "vigilando", je, je, je... un Abrazote Esgallero!!!

Abi E. dijo...

Hola jgbarber, felicidades por tu segundo aniversario, seguro que a este ritmo ya aguantas otros dos (o mas):-D

Un abrazo

jgbarber dijo...

Muchas gracias amigos, ganas si quedan, al menos para otros dos años. Nos vemos. Un fuerte abrazo,