lunes, 14 de diciembre de 2009

Madrid desde la sierra

Allá a lo lejos, en la llanura, se distinguen fácilmente las cuatro torres de la antigua ciudad deportiva del Real Madrid, emergiendo poderosas entre la bruma azulada. En la zona norte de la ciudad también destacan las torres Kío con su característica inclinación, a las puertas de la plaza de Castilla y mundialmente conocidas por su aparición estelar en “El día de la Bestia”. Y claro, contemplando esas torres aparece de repente entre los bloques pedriceros un enorme macho cabrío, justo como el que salía en la película, que me hace pensar en supuestos poderes extrasensoriales. Curiosas interrelaciones de la mente…

6 comentarios:

Begoña dijo...

Qué bonita composición! y qué contraste; la montaña y los rascacielos

Besos

Mª Angeles y Jose dijo...

Bonita imagen de Madrid, un punto de vista muy original.

Besos

don fernando dijo...

I M P R E S I O N A N T E.
Cualquier adjetivo que emplee se quedará corto.
Es otro mundo de la imagén, es...
la expresión misma que identifica la ciudad de Madrid.
Enhorabuena y un saludo.

Abi E. dijo...

Se van a hacer mas famosas que las torres Kio.

Muy bonita foto.

Un abrazo

jgbarber dijo...

Las torres acabarán siendo el icono de la ciudad. Realmente son espectaculares, tanto cuando estás debajo de ellas como cuando las divisas a montones de kilómetros de distancia. Gracias por vuestras visitas. Saludos,

ruma2008 dijo...

La naturaleza, que mira a la ciudad.
Un ser humano es realmente pequeña.

Desde el Lejano Oriente.
Saludos cordiales.
ruma