domingo, 13 de junio de 2010

Llueve en la sierra

Parece mentira que estemos a poco más de una semana del verano, un fin de semana desapacible y lluvioso en el que no nos hemos atrevido a salir a montañear. A lo lejos, desde el calor del hogar, se distinguen los perfiles de las montañas. El sol se oculta entre las nubes y las montañas azules cambian momentáneamente de color. A ver si tenemos un poco de suerte y esta semana entra de verdad el verano. La imagen, como en otras ocasiones, hace un ratito desde el balcón.

4 comentarios:

Mª Angeles y Jose dijo...

Que colores mas bonitos...

Esta es preciosa.

Besos

Begoña dijo...

Preciosos tonos ocres.

Sigo teniendo envidia de ese balcón ;)

Besos.

ruma2008 dijo...

Sí. Yo siempre respeto a su fotografía.

El escenario se reflejó en su corazón.

La última belleza ...


Gracias.
ruma

Ñoco Le Bolo dijo...


Efectivamente. Las montañas son azules, aunque un hermoso cielo se empeñe en dorarlas.

Saludos

CristalRasgado & LaMiradaAusente
________________________________